Viernes, 21 de Octubre de 2016

De Mónica Cabrera

¿Es posible hacer humor con el amor, la muerte, la existencia de Dios, el capitalismo y el poder? Posiblemente sean los tópicos más acertados, siendo la materia del humor lo que no tiene solución, respuesta ni salida.a la vista.
En este trabajo he intentado investigar sobre recursos narrativos alejados del realismo. En la obra se discute sobre la guerra, la esencia del capitalismo, la acumulación de riqueza, el lugar de la mujer, el hombre puesto en la máquina de la producción, (guerra o lo que fuera que se esté produciendo). Problemas que se debatían en la década del 60, y que produce cierta fatiga tocar fuera de los círculos militantes.
Apelando a la narración y utilizando recursos del cabaret, el musical y otros géneros menores, se articula un cuento expuesto por personajes típicos: la reina, el soldado, el comerciante, la prostituta, y la pitonisa.
Una pequeña parábola, (con el ingrediente de canciones a la antigua, que exponían ideas) para volver a poner sobre la mesa la discusión de algunas cosas que nos estropean la vida, como el sistema en el que vivimos. Un gesto para no resignarnos.

Este espectáculo formó parte del evento: Maratón Cabrera

Clasificaciones: Teatro




e-planning ad