Jueves, 20 de Octubre de 2016

De Tom Stoppard
El amor es como un trozo de hielo que un niño sostiene en la mano. Un trozo de hielo apretado en un puño que uno no puede soltar ni seguir agarrando Sófocles Acerca de la Puesta Después de investigar durante mucho tiempo los trabajos realizados por Tom Stoppard, tanto en sus obras teatrales, guiones cinematográficos y textos para radio, se ha transformado en uno de mis autores contemporáneos preferidos. Esto sucede cuando en el transcurso de su obra uno va encontrando puntos de contacto de temas tratados siempre con una profundidad y conocimiento fuera de lo común, pero manteniendo una estructura muy particular en él – tiempo y espacio – y un lenguaje entre cruel y chispeante, lo definen claramente en cuanto a su estilo. Cuando dirigí su obra Travestis marcó para mí un momento muy especial en cuanto a lo personal y profesional. Hoy con La Invención del Amor me está pasando lo mismo en cuanto a lo personal. Obra de una grandeza y contenido muy especial, donde se tocan temas que hace mucho tiempo no se debaten y son imprescindibles para el desarrollo de la educación, la cultura, la discriminación, el amor y la creatividad. Este texto tiene infinitas miradas, desde lo más espectacular hasta lo más ceñido y concreto. Después de un exhaustivo análisis opté por llevarlo a escena con una gran libertad, cuidando especialmente de destacar lo que Stoppard propone. Mucho me agradaría que el público pueda disfrutar de este maravilloso texto donde van unidos la mente y el corazón. Julio Piquer




e-planning ad