Lunes, 01 de Febrero de 2016

De Nilda Añazco

Una obra que intenta ayudar a estimular las neuronas a través del simple hecho de recordar (esto esta científicamente demostrado).
Es una obra en 9 actos que transcurre en un patio de un antiguo y viejo inquilinato, de eso que hay en los alrededores de B.As.
Allí viven un grupo de mujeres cuyos mayores provienen de diferentes países y que , en algún momento de sus vidas, estuvieron relacionadas la quehacer artístico.
Ellas organizan un festejo para juntar fondos para mantener la pensión en la que viven, entonces cada una tratara, evocando su pasado, revivir aquella época... todo ello a pesar de las protestas de doña Ignacia, la dueña del lugar.
La obra tiene como finalidad una acción terapéutica para estimular la memoria, ya que los últimos adelantos científicos han demostrado que recordar, es altamente positivo, es encontrar la propia identidad.
Por eso, cada acción de las interpretes, servirá como disparador para despertar las mentes de los espectadores y tratara de llegar hasta lo mas profundo de sus memorias y así activar sus recuerdos y poder disfrutar de aquello que creían olvidado hasta hoy...

Este espectáculo formó parte del evento: Ciclo de nuevos directores en el Paseo La Plaza





e-planning ad