Jueves, 19 de Enero de 2017

"La música no tiene nada que ver con el sonido", JOHN ZORN Deshacer las convenciones visuales y musicales establecidas de un concierto, desarmar lo previsible, acentuar las deformaciones, lo que no debiera suceder, lo que está mal. Estructurar desde la desestructura y así provocar un hecho creativo, una puesta con código propio: una serie de desentendidos sonoros, musicales, instrumentales, corporales, lumínicos, espaciales que se desbordan a sí mismos, se degeneran y vuelven a generar armando su propio no-concierto.

Este espectáculo formó parte del evento: Festival del Rojas 3





e-planning ad