Lunes, 18 de Enero de 2016

De Marta Galán
Melodrama nace de una atracción irrefrenable hacia el género melodramático y, al mismo tiempo, de un inevitable impulso autocrítico. Una propuesta escénica cruda, autoparódica, cargada de rabia, de una belleza rara, violenta.Una performance híbrida donde el texto, la imagen, la música y la acción avanzan rítmicamente de la mano de un único performer y cantante. Delirios románticos, desquicie verborreico, sentimentalidad hipertrofiada, hardcore y canciones de amor-des-amor para sacar de quicio la extensa lista de motivos melodramáticos que nos configuran y que están a la orden del día en todos los contextos sociales, en todos los ámbitos.




e-planning ad