Jueves, 14 de Enero de 2016

De Leo Masliah
Entre la esposa de un dictador y la de un presidente constitucional depuesto se suscita una rivalidad por el título de Primera Dama. La que ocupe ese lugar no forma parte del gobierno y por lo tanto -según la demandante- no es susceptible de ser removida por ningún golpe de estado.
  • El último dictador y la primera dama (LEO MASLIAH)El último dictador y la primera dama (LEO MASLIAH)




e-planning ad