Sábado, 23 de Enero de 2016

De Gonzalo Demaria
Novia con tulipanes es la historia de un bizarro triángulo amoroso: una septuagenaria virgen, un joven taxi boy en prisión y un abogado de gustos sadomasoquistas. A ellos se suma la madre de la septuagenaria, que, con su bien llevado siglo de vida, va por más.
Con un humor fuera de lo común y una fuerte pulsión sexual, la obra va revelando las misteriosas alianzas entre personajes tan disímiles, desbridando sus pasiones y, sobre todo, sorprendiendo al espectador con más de un desenlace.
Como en La Dama de las Camelias, en Novia con Tulipanes las flores son una metáfora sobre la fragilidad del personaje de título. En este caso, el tulipán, por su forma, es además de obvia evocación sexual.




e-planning ad