Lunes, 01 de Febrero de 2016

De Carl Hegemann

ALEMANIA

Compañía: Volksbühne am Rosa-Luxemburg-Platz, Berlín

Una adaptación de Frank Castorf de Un tranvía llamado deseo de Tennessee Williams.

En alemán, con subtítulos en castellano.

La obra
“La vida individual está constituida por una serie de crisis, como un modelo en miniatura del capitalismo, un desastre que lleva tu nombre” dice Brian Massumi.
Un tranvía llamado deseo, estrenada en 1947, es un testimonio temprano y muy norteamericano de este diagnóstico. En ese sistema no hay seguridad ni plenitud. Sólo el deseo permanece... y el amor, siempre que sea infeliz. En esta obra encontramos a la traumatizada maestra Blanche DuBois que sueña porque no puede tolerar la mera realidad; a Stanley Kowalski que, como un “animal”, se abre paso a las trompadas; a la hermana de Blanche, Stella, confinada a la dependencia de Stanley; y a Mitch, el alter-ego tímido y torpe de Stanley. Los personajes de Williams son prototipos individuales trazados entre el miedo a la desposesión y la megalomanía.

Este espectáculo formó parte del evento: V Festival Internacional de Buenos Aires





e-planning ad