Martes, 18 de Octubre de 2016

Interpretada por el grupo La Circa

Los paseos en bicicleta dentro del convento no son de ocio. Las instrucciones de “como ser mujer” atormentan a las niñas, sobre todo a Alicia que aburrida comienza a jugar con sus pensamientos, pronto su imaginación es invadida por los tormentos que la rodean: rezos, lecciones, órdenes y en medio de esa confusión se sumergirá en un sueño donde un extraño conejo será su guía. Al despertar Alicia se habrá dado cuenta de las cosas que la perturban y logrará deshacerse de ellas.

La obra es una versión del cuento de Lewis Carroll Alicia en el País de las Maravillas, donde se utiliza un retablo especialmente diseñado para la puesta: un enorme plano negro que se divide en diez puertas, de las cuales algunas se vuelven a dividir en otras puertas y ventanas mas pequeña. Estas fragmentaciones espaciales permiten jugar con dinámicas casi pictóricas, al estilo planimétrico, donde las imágenes se muestran simultaneas o únicas, enormes o diminutas. Estos cuadros posibilitan invertir y girar, como si se mirara con la cabeza en distintas posiciones. Todas estas formas de mostrar la imagen se potencian en los momentos en que es utilizada la luz negra, ya que se ilumina con focos especiales de luz ultravioleta lo que esta pintado de colores fluorescentes, de modo que el espectador ve únicamente las figuras brillantes en el negro espacio escénico y los manipuladores vestidos absolutamente de negro se pueden mover sin ser vistos, al estilo del famoso teatro negro de Praga.

Las técnicas de manipulación que conviven en el retablo son: Títeres de varilla (manipulación mediante varillas que unen al títere con la mano del titiritero, las cuales varían su dirección hacia arriba, abajo, o atrás según la necesidad de la puesta escénica.); Manipulación directa (los titiriteros se ocultan vestidos completamente de negro y toman a los títeres directamente, los cuales resaltan por sus movimientos, sus sonidos y sus colores). También se utilizan apariciones de objetos en distintos sectores del retablo, así como personajes interpretados por actores o segmentos del cuerpo de los mismos. Esta conjunción de técnicas, luces y variaciones en la disposición del espacio escénico permite concretar las imágenes profundamente oníricas propias del cuento Alicia en el país de las maravillas

Este espectáculo formó parte del evento: Primer Ciclo de Títeres para Adultos
Este espectáculo formó parte del evento: Tercer Festival de Títeres para Adultos en Buenos Aires 06

Clasificaciones: Títeres




e-planning ad