Lunes, 14 de Noviembre de 2016

De Caro Ruy

Interpretada por la compañía de títeres El Ojo Espejado

Modos de percepción del tiempo:

¿cómo deshacernos de lo que no podemos entender?

Olvidar es imposible. La mecánica del recuerdo es precisa, exacta.

Unas hojas que se caen cuando aún no están demasiado secas

Definitivamente perdido por los recuerdos de su amor, Américo, un viejo sastre, cose sus obsesiones encerrado en su taller. La traición de la ventana es perfecta, involuntaria: obliga a mirar aquello que ya no se ve en ningún espejo. ¿Acaso los veranos de su infancia?

Una de las formas de experimentar el amor: la ausencia. La evocación infinita de la imagen del pasado. Meticulosamente detallada. Ordenada por el dictado incansable de un sombrero azul.

Américo está condenado a la tarea imposible de reconstruir el tiempo. No se trata solo de los vestidos, idénticos, que cose uno tras otro. Hay un cuerpo ausente, irreemplazable, a pesar del empeño que pongan moldes, hilos, tijeras, cierres. Pobres objetos: testigos de la urdimbre agónica de sus días.

Hay un momento en donde todo parece retroceder, volver al inicio, disponerse para la intensidad tanto tiempo añorada. En ese punto es donde Américo abraza la ilusión. Y nos hundimos en un dulce engaño. O creemos en una magia breve.

Moldes, hilos, tijeras, cierres. La realidad de los objetos: sostener nuestras precarias verdades. Verdad débil frente al poder de una conciencia reflejada en un espejo… escapada por una ventana que devuelve nada más que soledad.

Esta es una obra de títeres para adultos trabajada combinando distintas técnicas. La impronta de la obra es puramente audivisual, es una potente combinación de imágenes y música; donde se entremezclan recursos cinematográficos, diapositivas y técnicas mixtas de manipulación: Títeres de sombra (técnica que comienza en oriente en el año 600 A.C., basada en una pantalla que se ilumina por atrás, y entre la luz y la pantalla se interponen los títeres, produciendo así una sombra que se imprime en la pantalla), Pupi (técnica que nace en el centro-sur de Italia a principios del siglo XIX, se manipula a través de una barra principal unida a la cabeza en el punto mas alto y otra a la mano derecha. Para esta obra se modificó la técnica y en lugar de pies se le colocaron ruedas) Títeres de varilla: se manipula al títere u objeto a través de una o mas varillas. Marionetas: el títere u objeto está colgado de hilos que terminan en un comando.

GANADORA DEL PREMIO “Mejor Creación Artística" en el 10º Festival mundial de títeres de Praga.

Esta obra cuenta con el Apoyo del Fondo Nacional de las Artes.

Este espectáculo formó parte del evento: Primer Ciclo de Títeres para Adultos
Este espectáculo formó parte del evento: IV Festival de Títeres para Adultos Buenos Aires 2007

Clasificaciones: Títeres




e-planning ad