Lunes, 24 de Octubre de 2016

De Joaquín Gómez
Rafael se prepara a ensayar una obra. Sentado en el medio de un escenario desolado, entabla un desafio ficcional en donde sus propias facetas se multiplican en un juego de espejos en el que se ve reflejado confrontándose a si mismo. Tres Rafaeles o uno solo, visto desde distinto ángulo. Cual es el más fuerte? El actor que da paso al escritor, o el director que sucede a ambos? Sobre ellos, la conciencia que -como un divino Godot- condiciona sus reacciones. Tres personalidades. Tres vocaciones que luchan por imponerse la una a la otra y en el medio el eterno conflicto del artista: ser o no ser?
Clasificaciones: Teatro




e-planning ad