Domingo, 27 de Noviembre de 2016

De Armando Discépolo

Babilonia es una obra que me llega al alma.
Soy descendiente de italianos y también he sido inmigrante en otro país. Por eso, porque aún recuerdo a mi abuela hablándome en su cocoliche tierno y divertido o porque aún recuerdo el “sudaca” de los que hemos vivido en el extranjero, tener la posibilidad de dirigir esta pieza, me llena de emoción pero también implica una gran responsabilidad. Es una obra clásica de nuestra dramaturgia nacional, escrita en 1925, por el gran Don Armando Discépolo.
He tenido la suerte de tener junto a mí a unos actores maravillosos. Son ellos los que han dado vida a este grupo de inmigrantes que llegaron a nuestro país con la ilusión de “hacerse la América” y terminaron confiscados en una cocina trabajando apenas por un techo prestado y la comida.
Gallegos, italianos, un alemán, una francesa y también un criollo protagonizan esta historia donde el humor y la tragedia van unidas de la mano para hacernos reír y emocionar, y mostrarnos la problemática social imperante desde la mirada del inmigrante.
(Susana Toscano)

Clasificaciones: Teatro, Adultos




e-planning ad