Sábado, 05 de Noviembre de 2016

De Magdalena De Santo

El BB rescatado de la inundación llega al pequeño departamento recién alquilado de Emilia y Kikita. Kikita no empatiza con la criatura. Emilia, en cambio, quiere ser una excelente madre. De un momento a otro BB desaparece y entre ellas se desatan los conflictos afectivos con la retórica de una agenda lesbofeminista contemporánea. Emilia sometida a sus propias contradicciones decide tomar agua contaminada. Se desmaya. Kikita confiesa sus amantes y la procedencia de BB. Hay ruidos en los techos. Emilia despierta más empoderada y fuerte que antes. Llega Teo, científica chonga amante de Kikita. Y la obra declina en una catástrofe retro- futurista: El BB es un feto que no debió haber nacido que Kikita se robó para hacer feliz a Emilia. Emilia decide dar batalla a los que gatean por los techos y encontrar a su BB. Emilia sale y resulta la oportunidad para que Teo y Kikita se besen y Kikita termine infectada por el virus de los fetos. Emilia desarrolló anticuerpos pero Kikita no. Kikita se siente mal y se convierte en un feto no deseado. Teo sale al patio y una lluvia de fetos cae sobre ella hasta aniquilarla. Kikita se convierte en feto, pero Emilia se salva.

Clasificaciones: Teatro, Adultos




e-planning ad