Miércoles, 16 de Diciembre de 2015

De Nicolas Poggi

EL BOBO vive en una ficción, en un inventario de movimientos que nos llevan a diferentes estados. Es una forma de identificar otro espacio y otro cuerpo. Monstruo que tenemos dentro a veces con gestos salvajes, a veces esquizofrénico o en suspenso.





e-planning ad