Jueves, 18 de Febrero de 2016

Dos actrices se preparan en el camerino para la grabación de una escena de Tío Vania, de Antón Chéjov. En un principio aparece en ellas el mal de nuestra época: la incomunicación. Cada una es incapaz, de salir de su ego. No existe posibilidad de diálogo, cada una está encerrada en su propia máscara. Durante el ensayo, las actrices irán reconociéndose en los propios personajes que interpretan, como si estuvieran ante un espejo, dejando ver de esta forma el lado más humano de cada una y aprendiendo que existen muchas cosas que las unen. Drama, comedia, como la vida misma.

Vodka en Camerino 3 es un canto a la amistad, a la necesidad de ser escuchado, pero sobre todo de aprender a escuchar.

COMPAÑÍA: Teatro El Puente

Duración: 60 minutos




e-planning ad