Viernes, 10 de Octubre de 2014

De William Shakespeare

El texto original de esta obra ha causado el derrame de barriles de tinta, en pluma, estilográficas e impresoras. Sin embargo como hecho teatral “vivirá donde (a tanto la pluma es potente) más el aliento alienta: en boca de la gente”.
Aquí estamos cuatrocientos años después de su estreno, aceptando el desafío de transponer sus acordes de doble sentido a otro idioma con otra clave, otro ritmo; con imágenes y raíces distintas a la de su composición. Aquellos que se aventuren por los caminos de esta obra, encontrarán precipicios implacables y visiones inesperadas que abrirán senderos sin tiempo, donde cada uno podrá escuchar distintos tonos, ver diversos colores, captar múltiples ideas y transitar en cuerpo y alma por un bosque de sombras divergentes.
Shakespeare tomó un relato y lo construyó de nuevo como comedia en el siglo XVI, nosotros tomamos esta comedia y la reconstruimos como un drama, cuya vigencia asalta al siglo XXI.

“Medida por medida” comentarios de otras épocas:

  • Año 1604: “Mesur for Mesur” by Shaxberd (sic)
  • Año 1665: “... cuando Shakespeare describe algo, más que verlo, usted lo siente...”
  • Año 1735: “...la obra es deficiente y “Medida por medida” no debe ser su título...”
  • Año 1889: “...trazos de gracia especial deslizados por una mano dotada, ...en la suba del estilo hacia las grandes tragedias...”
  • Año 1984: “...con esta obra Shakespeare se aparta del polo romántico de la comedia y toma su opuesto, el polo irónico...”
  • Año 2004: ............................................................................”.




e-planning ad