Domingo, 06 de Noviembre de 2016

De Harold Pinter

Creador de mundos cerrados y atmósferas enrarecidas, donde los personajes desnudan sus instintos más primitivos, el dramaturgo británico Harold Pinter escribió El Cuidador en 1959. Este clásico lo instaló definitivamente como el autor inglés más importante de la segunda mitad del siglo XX a escala mundial y en el 2005 recibió el Premio Nobel de Literatura.

Dirigida por el consagrado Agustín Alezzo, la pieza enfrenta a un ser generoso, triste y amable, y disminuido mentalmente, con la personalidad de un desclasado quien supone tener legítimo derecho a todo aquello que se le ofrece.

Arrogante e intrigante, busca por todos los medios acceder al lugar donde cree que encontrará la ansiada seguridad.

Algunos temas constantes en la obra de Pinter, también se hacen presentes en El Cuidador: el peligro que siempre aparece desde el exterior, transformándolo todo; la violencia a la cual estamos expuestos y a la vez ejercemos en defensa propia ante el intento de avasallamiento; el problema de la identidad y la amenaza del fascismo cotidiano.

En las situaciones campea el humor, la violencia, la ironía y la ambigüedad, instrumentos de los que se sirve en toda su producción.

  • El Cuidador Escenas 2El Cuidador Escenas 2
Clasificaciones: Teatro




e-planning ad