Lunes, 15 de Febrero de 2016

De Omar Fantini

Un hombre amante de los animales y que vive con una jirafa, contrata los servicios de un cazador para capturar un pájaro exótico. El cazador y su ayudante, imitador del canto de las aves, aceptan el trabajo y lamentablemente fracasan. No obstante, las partes acuerdan persistir en el empeño y una nueva incursión al monte se lleva a cabo; los resultados son idénticos a los anteriores. Pero el amor del cazador por la jirafa, que hasta entonces había estado en letargo, emerge pleno en medio de tanta decepción, a impulsos de la voluntad divina - lo transfenoménico -, que está del lado de estas cosas porque convienen a la ilusión de un porvenir venturoso.




e-planning ad