Jueves, 28 de Julio de 2016

De Roberto Arlt

Frente a un espacio opresor, que ha ido consumiendo a los hombres de la oficina, surge la necesidad de rebelarse y de buscar un lugar donde no haya jueces, ni cobradores de impuestos, ni divorcios, ni guardianes de plaza. Hay una búsqueda desesperada de libertad.

Clasificaciones: Teatro, Adultos




e-planning ad