Lunes, 17 de Octubre de 2016

La necesidad de rendir tributo permanente a la verdad, a la libertad, al amor. De eso se trata esta obra. Uno de los personajes encuentra el amor dividido y no acepta dividirse, y mucho menos traicionar. "No quiero traicionarte ni a vos, ni a vos, pero tampoco a mí", dice. Porque descubre que la naturaleza ama libremente. Y porque se siente capaz de hacerlo sin traiciones y necesita hacerlo ya. El amor no espera. La obra está transitada por estas ideas y dichas en un lenguaje porteño, con humor, con tangos, porque somos de los que creemos que nuestro teatro debe reflejarnos para ser nuestro, aunque la temática sea universal, y no nos avergüenza admirar y rendir homenaje al sainete, al grotesco, a los tangos.

Duración: 70 minutos
Clasificaciones: Teatro




e-planning ad