Martes, 18 de Octubre de 2016

De Armando Discépolo, Enrique Santos Discépolo

"La lucha por la monedita y la sopa, los espacios reducidos a cueva, la incomprensión del lenguaje mismo, la constante disputa débiles-fuertes en el seno de la familia, todo retratado con la maestría tragicómica de los hermanos Discépolo en "El Organito", nos remite a un País desquiciado y descompuesto que supimos conseguir, a una realidad "llena de maldad insolente, problemática y febril"; a un mundo de seres marginales expulsados de una sociedad pensada para pocos. La contundencia de la metáfora discepoliana sigue alertando hoy a la manera de un gran despertador, un despertador que debemos todos escuchar. tal vez sólo por aquello de que no hay peor sordo que el que no quiere oír." - Norberto Barruti - Septiembre 2011

Este espectáculo formó parte del evento: Ciclo Teatro del país 2011

Duración: 75 minutos
Clasificaciones: Teatro




e-planning ad