Martes, 19 de Enero de 2016

“Con Déjà vu, cuyo estreno tuvo lugar durante el Holland Festival de 1995, Hans van Manen agregó un exquisito y nuevo duo a una serie especial que él antes había desarrollado para el Nederlands dans Theater: Two and Andante (por las cuales recibió el Premio Sonia Gaskell en 1991), Evergreens (NDT III, 1991), Different Partners (NDT III, 1993) y The Old Man and Me (NDT III, 1996). Déjà Vu fue compuesta en 1980 para Fratres, de Arvo Pärt, en la versión para violín y piano. El comienzo del ballet es muy original, con los bailarines hacia abajo sobre sus manos y pies, entrando de espaldas por las alas a ambos lados del escenario. Los bailarines mantienen constantemente la vista clavada el uno en el otro, con el hombre que actúa como soporte principal de la mujer. Más tarde se ve una desavenencia que surge entre los compañeros cuando giran sus cabezas y cuerpos, apartándose los unos de los otros. Pero, una y otra vez, se puede ver claramente el vínculo entre ellos. Van Manen sigue la música escrupulosamente, y consigue añadir tensión, al hacer que los bailarines compitan con la partitura”. (Marcel-Armand van Nieuwpoort en “Het Financieele Dagblad”. Junio 1995.)

Este espectáculo formó parte del espectáculo: 23 años de danza





e-planning ad