Lunes, 17 de Octubre de 2016

De Rubén Mosquera

Un relato escénico de música y danza contemporánea que refiere al papel que le toca afrontar a la mujer en la sociedad. Y lo aborda desde cuatro ejemplos icónicos de la historia real, dos de principios del siglo XIX y otros dos de finales de la segunda década del XX: Delfina y Norberta Calvento, y América Scarfó y Teresina. Personajes reales, no demasiado conocidos que fueron valientes, incomprendidos, sensuales, idealistas. Mujeres que vivieron la soledad, el amor, la obligación de ser las garantes de la especie, enfrentadas entre ellas, pero complementándose frente a su tiempo y a la historia que las iba a suceder. Los únicos personajes masculinos de la obra, Francisco Ramírez y Severino Di Giovanni, míticos en términos históricos, juegan un rol secundario y de acompañamiento de estas mujeres que pueblan el argumento y que se animaron aamar, a sentir y a pensar por afuera de los cánones morales de su época.

No se trata de una recreación histórica -explica Rubén Mosquera, autor y director general de Historia de mujeres intensas- sino de tomar la esencia de lo que fueron sus vidas, sus pasiones, sentimientos y circunstancias que les tocaron vivir. Los pensamientos y sueños que generaron desde ellas y las encrucijadas que enfrentaron y sortearon -continúa Mosquera, también autor, director y productor de La sombra tras la sonrisa, y coautor de El rey, las damas y el peón. La danza y la composición contemporánea -agrega- proponen traer esa esencia a una narración y un desarrollo estético que pueda tomarse como un espejo de situaciones, aspiraciones y pasiones de la mujer del aquí y del ahora.

Delfina

Entre Ríos, 1820. A punto de llegar al altar, prendado de amor porla Delfina, su cautiva, Francisco Ramírez abandona a Norberta Calvento -joven de la más selecta sociedad entrerriana y hermana de amigos y lugartenientes del caudillo-. Una vez que Ramírez cae en desgracia, Delfina es capturada, reclamando los captores que Pancho se presente solo y desarmado a rescatarla. Éste, conciente de su destino se presenta. Es apresado y degollado.La Delfinaqueda sola y temerosa frente a una sociedad que la detesta por haber sido una adúltera. Cuando nada ni nadie está dispuesto a protegerla, aparece Norberta, para defenderla y cuidarla. Norberta permaneció soltera, fiel a la memoria de aquel que amó. Al morir se hace enterrar usando como mortaja el traje de novia que no usara con El Supremo.

América Scarfó

Buenos Aires, 1927. Severino Di Giovanni, junto a su mujer Teresina y dos hijos, alquila una habitación en la casa del padre de América, una joven de 15 años. Los hermanos de América y ella misma quedan subyugados por la personalidad de Severino; sus convicciones anarquistas, sus valores de exacerbado romanticismo e ideales nobles. América se enamora perdidamente de él, pero se ve enfrentada a dilemas éticos, morales y políticos, por su condición de hombre casado y con hijos. Decide vivir el amor pleno con Severino, enfrentando los riesgos de convivir en la clandestinidad con alguien perseguido. Al poco tiempo Severino es arrestado y fusilado enla Penitenciaria Nacional.Poco antes de ser ejecutado, le pide a América- en una carta- que cuide a Teresina. Ella siendo muy joven le dio protección y cuidado, cultivando una amistad hasta el final de sus días.

América sobrevive 68 años a la muerte de Severino. A sus casi 90 años, descubre que las cartas de amor que intercambiaron están en el Museo Policial, como prueba del delito por el que fuera ejecutado su hombre. Reclamadas como pruebas de amor y no de delito, el Ministerio del Interior, en 1999, se las restituye.

Clasificaciones: Danza




e-planning ad