Domingo, 23 de Octubre de 2016

De José Simón Garita-Onandía

La puerta se abre. Vivimos. La presencia del otro nos altera, nos modifica.
Cambia nuestros bemoles y nuestros sostenidos.
Mantenernos dentro del mismo compás resulta ser una utopía irrealizable.
Sólo quedan nuevas melodías alteradas que se dibujan en nuestros cuerpos y nuestras almas.
Hay que tener huevos para estar de pie y que la música siga sonando aquí y ahora.
¿Es un juego que hay que saber jugar?

¡piedra libre para todos los compas!

Producción de 4° año de la Licenciatura en teatro.
Universidad Nacional de Córdoba.

Duración: 70 minutos
Clasificaciones: Teatro




e-planning ad