Sábado, 22 de Octubre de 2016

De Mercedes Río Saa, Martin Vives
La inmoralidad del poder y la inmoralidad de la miseria, son las caras visibles de la misma ecuación, y no podrían conjugarse separadamente. Sensualidad y discrecionalidad del poder, para articular el manejo de las personas y las cosas. La obra pone al desnudo, a partir de cinco personajes prototípicos, la utilización desde el poder de prácticas delictivas, al amparo de la función pública.




e-planning ad