Martes, 18 de Octubre de 2016

De Eduardo Narvay

Género: Comedia de intriga y suspenso.

1942. Una vidente. Unos políticos. Una muerte y un amor imposible

En una gran mansión del Buenos Aires de los años 40, tres amigas de la infancia y dos políticos encumbrados sostienen vínculos de recelos, venganzas, traiciones y amores ocultos, todo en la más absoluta amabilidad, rodeados de glamour y de buenas costumbres.
Testigo de este cruce familiar, de pasiones secretas y negocios oscuros, Nora, la mucama de la casa, mantiene una actitud de excesivo respeto primero y de sospechoso silencio después. Pronto todos dejan de confiar en ella y cuanto más comprometidos están en situaciones ocultas, más peligrosa se vuelve su presencia.
En plena Década Infame, un grito de espanto atraviesa la tarde en el barrio de Belgrano.
En la lujosa casona, todos quedan paralizados. Una videncia se cumple: una muerte.
Ahora, están todos implicados.

El incidente Nora ha sido recomendada Nº 1 en el ranking de Mejores Obras de Teatro 2010 de la prestigiosa revista Crítica Teatral, nominada a los premios Teatro Mundo T mejor autor 2011 y seleccionada entre los 10 mejores espectáculos de Teatro 2011 por el Diario La Nación de Argentina.

Una Joya!.. Los géneros se mezclan, se entrecruzan, desde el melodrama, el policial, la comedia.La obra acepta una lectura sociológica, profundamente interesante, además de demoledora.
Una perspectiva crítica respecto de aquella época y, por supuesto, de la actual de la que se diferencia por el acertadísimo vestuario, por las poses y los gestos.
Las actuaciones de todos son impecables.
El conjunto es absolutamente fantástico, una excelente dirección sumada a una dramaturgia sin fisuras.
Sin duda, una de las mejores obras de la cartelera porteña de este año!
Mónica Berman – Crítica Teatral

Excelente comedia policial, con actuaciones, texto y dirección de gran calidad, en Delborde Espacio Teatral.
El incidente Nora es una opción magnífica para que asistir al teatro se convierta en una fiesta de expectativas. El espectador, eternamente agradecido
. Teresa Gatto - Puesta en escena

EL INCIDENTE NORA: ESAS OBRAS QUE QUEDAN EN LA MEMORIA. / EXCELENTE !

Mi matrimonio funciona como yo quiero, tapamos todo. Eso dice Marcia, y se lleva mi lectura a ese terreno: el matrimonio. En la década del ’40, contexto histórico donde sucede la obra, las mujeres comenzaron a conquistar roles sociales que hasta ese entonces habían sido privativos del sexo opuesto. Los matrimonios de El incidente Nora parecen responder al cliché tradicional: los hombres trabajan en asuntos importantes y las mujeres permanecen en la casa, ocupándose de cuestiones domésticas. Un cuadro del que siempre prefiero desconfiar, aún en la actualidad. Los matrimonios de esta obra impecable, bien podrían ser parejas de nuestra época, de ellos emerge, con un imperdible humor negro, un tema conyugal tan vigente como silenciado: quién tiene el poder.


Marcia está casada con Santiago, un político en ascenso, con posibilidades de ser presidente. A eso se le suman dos amigas, Ricardo, el marido de una de ellas, una mucama que sabe más de lo que todos quisieran, una vidente y un miembro de un partido político, encargado de los trabajos sucios. El incidente Nora es un policial negro con grandes cuotas de humor, que lejos de atenuar el efecto enigmático de los hechos, lo potencia. Es también una comedia muy divertida, una reflexión hilarante sobre lo infame de la política de la época, que siempre puede aplicarse al contexto político actual, una mirada sobre el funcionamiento de las clases sociales, una ironía sobre las desventuras del matrimonio o una vidriera precisa del engranaje entre hombres y mujeres. Es cada una de esas cosas por separado o la combinación inteligente de todo eso. En cualquier caso, un dato innegable: es excelente.

Es cierto que las obras logradas se desprenden de sus autores, aunque tan cierto como eso, es que la calidad nunca es improvisada. Vale la pena saber entonces, que El incidente Nora es resultado de un trabajo en equipo de gente que lleva mucho tiempo dedicándose al teatro. Eduardo Narvay, además de ser el autor de la obra, es quien desempeña con gran soltura el papel de Ricardo. Inició sus estudios enla Escuela Nacionalde Arte Dramático, se formó durante cinco años con Carlos Gandolfo, como también fue alumno de Raúl Serrano y Augusto Fernandes, entre otros. La dirección está a cargo de Marcelo Velazquez, quien guarda también una trayectoria como actor y ha dirigido obras de autores destacados. Entre ellas, Destino de dos cosas o de tres (2008) de Rafael Spregelburd y Criminal (2007) de Javier Daulte, que al igual que El incidente Nora, se mantuvo durante tres temporadas consecutivas en cartel. Velazquez forma parte dela Compañíade TeatroLa Muda, creada en 1998 por él, junto con Teresa Sarrail, Sandra Torlucci, Yamila Volnovich, Uki Cappellari y Luis Dartiguelongue. En el 2004,la Compañíalogró tener su propio teatro: Del Borde Espacio Teatral, en San Telmo; sitio que hoy alberga a El incidente Nora.

No es sencillo saber si sentarse en la butaca del teatro con datos previos sobre aquello que será representado, es mejor que ser deliberadamente incauto para que la experiencia entre sin restricciones y reclame lecturas posteriores. El incidente Nora es capaz de atrapar al espectador en cualquiera de los dos casos. No obstante, no pienso abandonar estos párrafos sin decir que la tensión de la trama va de menos a más: lo que al principio puede parecer superficial, va transformándose progresivamente. Al mejor estilo cinematográfico, hay un momento de la obra donde se desata el imperioso, pero imposible deseo de rebobinar las escenas para que todo vuelva a suceder. El público es tocado con vigor por ese rasgo incomparable del teatro: ese aquí y ahora fugaz y sin retorno, como el presente de la vida de cualquiera. La fugacidad de los hechos es un concepto que El incidente Nora, toca sin proponérselo.

Cuando estén allí, sentados, esperando que las luces atenúen su intensidad, contemplando las paredes de ladrillo a la vista que hacen del teatro Del Borde un lugar agradable, les propongo que recuerden estas líneas. Apenas la vean a Alicia acomodar las tazas, preparen sus oídos para desconfiar. Descrean de la aparente banalidad de los diálogos femeninos y presten atención a lo que saben las mujeres, lo que no saben o parece que no saben, lo que dicen, lo que consienten. Lo que dicen ellos, los hombres, los políticos, aquello que temen, lo que ocultan, a quién se lo ocultan y por qué. Cuando se sientan cerca, elaboren hipótesis sobre la inteligencia de los personajes y noten que tal vez, aquellos que están próximos a las posiciones políticas más elevadas, no sean precisamente los más hábiles. Los roces, las miradas, los comentarios al pasar. Consérvenlos en la memoria y tendrán la oportunidad de constatar que cada uno de los personajes construye una curva a lo largo de la obra, una tensa y sarcástica progresión que va en aumento y no deja escapar al espectador.

Luego de haberlo transitado, de haberse dejado capturar por la trama policial, de intriga, ironía e ingenio, sabrán que los temas convergen con la energía y la naturalidad necesaria para reverberar entre los pensamientos de cada espectador, una vez abandonado el teatro. Sepan que, incautos o no, El incidente Nora es de esas obras que permanecen en la memoria.

Natalia Zito - Espectáculosdeacá / blog de teatro

Un póker de hipocresías, secretos y dobleces entre tazas de té y secretos de alcoba, en tiempos de la Década Infame. La astuta trama echa a andar un acertado mecanismo de thriller tradicional con leve toque de cinismo y encanto. Por: Luis Mazas. Revista Veintitrés / MUY BUENA.

Una excelente obra sin fisuras. Todo esta encantadamente identificado, sin embargo la expectativa se logra todo el tiempo y el espectador se mueve inquieto ante la ansiedad de querer descubrir, ser él quien resuelve la intriga.Una apuesta integra y de excelencia que propone "Del borde espacio teatral", para ver y volver a ver. Por: Meche Martínez - Vida y amor por la palabra

El incidente .. se disfruta de principio a fin porque sus personajes están cuidadosamente empalmados : juntos cuentan esta historia de traiciones, celos, amor y apariencias teñida de buen humor y del relato policial. Por Julia Panigazzi - A sala llena

Una puesta muy entretenida y con buen ritmo que combina partes de humor con momentos de tensión que bien podría adaptarse para la época actual. Maria de los Angeles Rodriguez Bay - Show on line / MUY BUENA.

Sorprendente obra de Eduardo Narvay.Un relato verdaderamente muy atractivo. Una obra ingeniosa, muy entretenida y con sostenido entramado. Maravillosas actuaciones. Moira Soto - AM 1110 Radio Ciudad de Buenos Aires.

"El incidente Nora", es una obra que absorbe y sumerge gradualmente al espectador de principio a fin. Rápidamente sumerge al público en la tragedia para luego rápidamente hurtar risas y carcajadas. Es una obra en la que hay una simbiosis muy profunda entre director, dramaturgia, actores, iluminador, vestuarista y escenografía. Espléndida dirección de Marcelo Velázquez. Por Mónica Leiva - Tranvías y deseos.

Las excelentes actuaciones componen desde el estereotipo de clase el verosímil necesario para seguir el relato con absoluta atención, provocando en el espectador la risa fácil, que sólo se sostiene en el plano más superficial; hacia el final, después de los merecidos aplausos, todos sabemos que detrás de las palabras, y a pesar del espesor de algunas de ellas, se esconde todavía más de un submundo sucio e hipócrita. Tanto la escenografía naturalista como el impecable vestuario dan cuenta del contexto histórico en el cual se sitúa la historia, no hay detalle librado al azar. Por Azucena Ester Joffe, María de los Ángeles Sanz - Luna Teatral / Aincrit ( Asociación Argentina de Investigación y Crítica Teatral )

Traiciones, engaños, secretos, deseos ocultos y ambiciones políticas son algunos de los elementos que entrarán en juego en esta pieza que se caracteriza por su humor inteligente y su buen ritmo. El gran acierto de la dramaturgia es el justo equilibrio entre comedia y misterio que logra captar la atención del espectador de principio a fin! Por Lucas Lagré - Revista Llegás a Buenos Aires

El elenco cuenta con actores y actrices de altísimo nivel, que se destacan en esta intricada historia de poder, amor y traición. El vestuario acompaña muy bien la interpretación de la obra. La iluminación construye satisfactoriamente los momentos de mayor intimidad como las reuniones sociales. La escenografía está tan bien constituida, que lo hace a uno sentirse parte de esa aristocracia por un momento. ¡Imposible perdérsela! Por Mariano Vouillat. Periodista de espectáculos de FM 91.3

Un excelente incidente Con una trama policial ambientada en los años 40, y con los mejores recursos de las comedias de situaciones, "El incidente Nora" es una refrescante experiencia teatral. Divertida y dinámica, la obra muestra no sólo un afianzado grupo de actores sino un trabajo de puesta y dirección realmente admirables. Crítica por el Oráculo - Palermonline Noticias

Excelente propuesta: Política y enredos
Hipocresía, corrupción y las buenas costumbres se tocan en una dramaturgia dinámica y ágil, que combina sabiamente momentos de tensión y humor. La forma en que se desentrañará la madeja de intrigas es atrapante. Además, cada personaje estará compuesto artesanalmente, con sabiduría y sin excesos, con lo cual los hace disfrutables en un 100%. El vestuario, la iluminación y el sonido de la puesta son exactos para la misma, enriqueciéndola de variados aspectos. Las actuaciones son un muy buen nivel, sin que se pueda destacar alguna por encima de otra ya que todas tienen su momento. "El Incidente Nora" es una excelente propuesta para disfrutar una noche de teatro. Cualquier relación con los últimos veinte años de nuestra historia política no es casual. El caleidoscopio de Lucy - Daniel Gaguine

Atrapante desde el principio, con una acertadísima dramaturgia que combina distintos géneros, entrecruzando melodrama, policial y comedia en la medida justa, y otorgándole a la historia un perfecto ritmo dramático, con mucha intriga que se desenvuelve entre tensiones y distensiones. Excelente interpretación de todos y cada uno de los actores, logrando complejidad y contrastes dentro del conjunto. “El incidente Nora” es una obra fantástica que recomiendo no perderse. Mariana Moriello - Algunas notas al pie

Las actuaciones son brillantes por cada uno de los intérpretes que si bien tienen personajes de importancia y tamaño altamente diversos cada cual resalta desde su lugar con una alta calidad de trabajo en equipo.
Diferente, audaz y dinámica obra que es llevada a cabo a nivel interpretativo por ocho actores que mixturan la comedia, el policial, el drama y algunos ingredientes de novela en una justa medida.
Gran debut como dramaturgo de Eduardo Narvay, único autor de la pieza. Mundo T blog.

Nuestra opinión: Muy buena / Diario La Nación 11/6/11

La acción de esta pieza transcurre en la década del 40. De aquellos tiempos de la década infame, el autor Eduardo Narvay extrae situaciones y personajes y los aproxima al presente tratando de mantener, con vitalidad, el estilo de un drama muy propio de la época y lo hace con notable calidad.

El drama, la comedia y el policial se combinan de forma muy ajustada en esta obra, y la acción progresa a un ritmo preciso. La sorpresa está presente de continuo, lo que aporta una cuota de interés extra.

Un elenco muy homogéneo (sus personajes muestran construcciones muy sólidas en lo interno y también en lo formal) da vida a esos seres patéticos.

Es muy preciso el trabajo del director Marcelo Velázquez quien encuentra en el diseño de esos personajes una forma casi perfecta. Carlos Pacheco – Diario La Nación.

  • EL INCIDENTE NORA ( Una comedia de suspenso en 1942 )EL INCIDENTE NORA ( Una comedia de suspenso en 1942 )
Duración: 80 minutos
Clasificaciones: Teatro




e-planning ad