Jueves, 20 de Octubre de 2016

1810 gira en torno a la gesta emancipadora llevada adelante en la ciudad de Buenos durante los días 14, 23 y 25 de mayo de aquel emblemático año. La acción tiene lugar en el interior de una tienda cuya puerta de entrada da a la Recova y ubicada frente al Cabildo. Sus propietarios son Cipriano y su esposa, Teodora, hidalgos españoles que han criado como a su propia hija Inés, a sus sobrinos Julián y Manuela. Pero el hogar se fractura delineándose dos posiciones antagónicas: Cipriano, Teodora e Inés (que además de ser la prima de Julián, es su prometida) son fieles a la corona española, mientras que Julián y Manuela apoyan al pueblo nativo y su búsqueda de libertad, así como el inglés Guillermo, esposo de Manuela y decidido partidario del levantamiento de los criollos.

"En 1810 alienta y vibra el espíritu de época. Coronado lo captó con fidelidad y lo trasladó suave, casi imperceptiblemente, al plano de los símbolos. (...) El hogar de Don Cipriano analogiza el coloniaje todo: con su arrebato, nobleza y arbitrariedad; con la irritante y autoritaria superioridad que marca la relación de dependencia establecida para quienes deben avenirse a ella. Los sobrinos, Julián y Manuela, simbolizan el criollaje que, formado en aquel ambiente, crece en conflicto con sentimientos y costumbres hispanos y aspira a independizarse; (...) Guillermo, el inglés, es el fermento libertario dejado por los invasores de 1806, que permite al criollaje descubrirse a sí mismo. Los negros -Mateo, liberto y soldado, y Cleofé, esclava- son el rastro infamante de servidumbre que el nuevo orden político eliminará paulatinamente." Raúl H. Castagnino (Prólogo a Obras dramáticas de Martín Coronado).

1810 fue estrenada por la compañía Podestá-Vittone el 18 de julio de 1910 en el Teatro Apolo. Según Mariano Bosch "el público, de pie, aclamó al autor, dentro de un ambiente caldeado por los bellos pasajes de la obra, sus versos bellísimos y de patriótica inspiración, y las emociones de aquellos días del centenario".





e-planning ad