Viernes, 15 de Enero de 2016

De Fernando Rubio

Intimoteatroitinerante es un laboratorio activo que nace en el año 2001 a partir de la necesidad de encontrar un espacio íntimo con los seres humanos anónimos que nos rodean, a partir de modificar la estructura “convencional” teatral aunque llegado el caso podamos utilizarla también.

Cuentos para un invierno largo son cinco historias breves que reflexionan acerca de la ausencia, de la pérdida y de la voluntad del hombre que -aún encontrándose en un camino inesperado, árido y muchas veces desolador- le permite seguir transitando un rumbo incierto a veces trágico, a veces bello.

En espacios abiertos o cerrados, el público que llega a ver Intimoteatroitinerante se encuentra frente a “las cabinas”, cinco estructuras de caño con telas plásticas blancas que cierran cada una de las caras. Cinco cabinas, cinco actores, cinco espectadores.

En cada cabina sólo un actor, un relato y un espectador. Cada espectador entrará solo a una cabina. Cada historia dura aproximadamente entre 15 y 20 minutos, pudiendo repetirse cada una hasta seis veces, lo cual resulta en un espectáculo para 30 espectadores y de una duración total de 100 minutos.





e-planning ad