Martes, 26 de Enero de 2016

De Gonzalo Senestrari

Los Fracasados, asedian el humor para poder narrar sus historias patéticas, sin la risa y la hilaridad, esta historia sería insoportable. Un despersonalizado, un adicto, un perseguido, un jugador y un gestor cuya verdadera vocación es ser stripper, acuden en busca de ayuda al consultorio de una distraída y especial psicoanalista. Si confías en tu analista, si no lo hacés, si pensaste en analizarte, si jamás lo has hecho, Los Fracasados, pueden mostrarte que la vida es un caleidoscopio y que nuestros destinos se cumplen inexorables porque siempre hay un tiempo y un espacio para ensayar el fracaso y que éste sea una obra de arte.





e-planning ad