Martes, 25 de Octubre de 2016

De María Eugenia Meyer, Gustavo Mondino

Todos están en la fiesta de Nicola y Rosella. Todos sonríen y parecen divertirse. Todos entran a la habitación en busca de tranquilidad. Todos sufren por amor. Y en el transcurso de la noche se permiten mostrarse vulnerables entre estas cuatro paredes donde la mirada del otro dejará de ser un condicionante para mostrarse tal cual son. Se refugian de la música y las luces. Buscan un lugar donde hablar. Un teléfono que suena. Alguien que atiende. Un animal con cuernos. Palomitas de papel. Champagne y un festejo glamoroso que en cualquier momento se puede terminar.

Este espectáculo formó parte del evento: Festival de Teatro Rafaela 2009

Clasificaciones: Teatro




e-planning ad