Jueves, 07 de Julio de 2016

Versión de Francisco Enrique; sobre Ricardo III de William Shakespeare.

“(…); nació en una noche de vendaval, entre los gritos agoreros de grajos y de urracas, y la comadrona comprobó consternada que aquel bulto informe y cubierto de pelos ya tenia dientes.”

Ricardo es diferente al resto porque aprovecha la oportunidad de demostrar hasta donde puede llegar la bestia humana. El se anima, casi como un juego de niños. Cualquier observador puede, entonces, rasgos del shakespeareano personaje en tiranos y soberbios de todas las épocas, hasta hoy. El hombre que acciona como un niño, cruel e inimputable, jugando con la vida y la muerte mientras asciende irresistiblemente hacia el poder. Como un niño, pero siendo un adulto ambicioso y perverso, necesitado de venganza, tentando limites, buscando ser aceptado para seguir justificando la propia existencia. Cuando uno expresa: “todos los tiempos”, incluye al suyo propio. Creo que así es también en este caso y, por eso, otra vez Shakespeare, otra vez Ricardo III.

Enrique Dacal

Es una producción de la
Escuela Metropolitana de Arte Dramático

Duración: 80 minutos
Clasificaciones: Teatro




e-planning ad