Viernes, 21 de Octubre de 2016

De Emanuel Zaldua

Es otoño, es domingo, es de noche; no debe verse como una obra argumental sino como un estado, un clima en continuo crecimiento. El espectador espía momentos privados de gente cualquiera. Historias ya empezadas, historias terminando, momentos en los que no pasa nada. Un recorte de la vida misma. Ha caído la parte éxtima de un edificio para dejar al descubierto lo íntimo. Algunas situaciones se mezclan con otras. Algunas marchan sin bifurcaciones.

Clasificaciones: Teatro




e-planning ad