Miércoles, 19 de Octubre de 2016

De Luciano Cáceres, Lizzie Gaspar
Tod Brownning A los 16 años se fue de su pueblo Louisville atrás de un circo. Ayudaría a levantar la carpa, a dar de comer a los animales y aprendería el oficio de payaso y malabarista. Cada tanto aparecía un "fenómeno" para mostrar: mujeres barbudas, enanos, hidrocefálicos, hombres sin piernas o sin brazos, jorobados. Aprendió a convivir con ellos y a compararlos con los "normales": costumbres, sentimientos, pasiones. Las contorsiones y actuaciones que realizó en "music-halls" lo hicieron desembarcar en el cine. Primero actor; luego ayudante de dirección; por fin, director. En varios de sus filmes de la década del '20 actuó Lon Chaney: "El trío fantástico";"Maldad encubierta"; "El tuerto de Mandalay". En todas aparecían enanos, paralíticos, tuertos, deformes que le servían como un espejo deformante para adentrarse y explicar la "vida de los otros". Cuando Brownning y Chaney se acercaban a Drácula, el gran actor moría de un cáncer de garganta. Entonces aparece otra figura para representar el espanto: Bela Lugosi: En 1931 el film "Drácula" retorna la tradición del cine alemán de preguerra y posguerra, que constituyó lo que dió en llamarse "la pantalla diabólica", donde la escenografía, el vestuario, las luces y el maquillaje adquirían un valor perturbador. Y por fin, 1932: En ese año Tod se encontró con aquellos carromatos que lo alejaron de su pueblo ,con aquellos personales del circo; con aquellos "fenómenos", y con ellos planteó una historia sobrecogedora, donde se une el espanto y el amor como nunca el cine pudo lograr. Después de convivir con estos personajes, que parecen despertar en ese corte que hay entre la vigilia y el sueño; y después de acompañarlos en sus deseos y pasiones, es posible que descubramos otros fenómenos, los más peligrosos, escondidos en cuerpos perfectos, en almas religiosas, en espiritus exquisitos, en cerebros inteligentes, en fin, en personas que hasta han llegado a gobernar el destino de muchos países, y que no vinieron de Transilvania en viejos carromatos, sino que llegaron en cómodas limusinas luciendo sus medallas. ESE SERÁ EL MOMENTO JUSTO PARA DECIDIR QUIEN ES EL "MONSTRUO". Banda en vivo Freaks: La Todo Mal Orchesta




e-planning ad