Domingo, 24 de Julio de 2016

En 1972, Bergman empezó a escribir una obra sobre un hombre que va a abandonar a una mujer: "Antes de darme cuenta, tenía seis diálogos sobre el amor, el matrimonio y todo lo demás. Johann y Marianne se habían permitido mostrarse valientes, cobardes, alegres, tristes, enfadados, amorosos, desconcertados, inseguros (.), en pocas palabras, como seres humanos."

Esos diálogos sobre el amor y el desamor se convertían al año siguiente en la película y miniserie televisiva Secretos de un matrimonio. "Tardé dos meses en escribir estas escenas y toda una vida en experimentarlas."

En este capítulo, Analfabetos, Bergman describe: "Se produce una tremenda explosión. Marianne comienza a tener los pies en la tierra y Johann se aleja cada vez más de la realidad. Tiene la exquisita idea de pedir juntos el divorcio y utilizar el mismo abogado. Una noche de primavera se reúnen para firmar los papeles en la oficina de Johann. De pronto todo explota, y toda la agresividad, todo el odio, toda la rabia y la aversión mutua reprimidas durante años afloran y se ventilan. Poco a poco se transforman en animales, llegan a ser muy desagradables y se comportan como maníacos con una sola idea en la cabeza: matarse el uno al otro, física y mentalmente. Johann y Marianne no han aprendido a ejercer un autodominio. Desean, en pocas palabras, destrozarse el uno al otro y casi logran su propósito".

Nuestra propuesta para el espectáculo es absolutamente intimista. Un sillón, un escritorio y dos sillas componen la escenografía que Marianne Y Johan utilizan para dar fin a su matrimonio.





e-planning ad